Después de un tiempo de haber proyectado esta vivienda nos han presentado el desafío de buscar un nuevo emplazamiento, al otro extremo del recorrido de La ruta de los 7 lagos, que vincula San Martìn de los Andes con Villa la Angostura. Tras una interesante búsqueda hemos encontrado el lote idea en las cercanías a Cumelen Country Club, con vistas increíbles al lago Nahuel Huapi. El cambio de sitio fue una necesidad de nuestros clientes. El cambio de sitio tuvo que ver con una decisión personal de los comitentes, pero todos coincidíamos en que queríamos llevar a una nueva instancia el desarrollo de este proyecto. La casa de tonos oscuros definida con materiales como la chapa negra acanalada y la piedra negra queda absorbida en el bosque nativo, rodeado de sus altas copas y anclada al terreno. La misma se conforma por 3 volúmenes apilados y diferenciados por su materialidad de acuerdo a su relación con el terreno, dispuestos con una lectura claramente horizontal, dan forma a esta vivienda. Al acercarnos a la vivienda desde el camino superior que da acceso al terreno, el primer volumen que se destaca es el superior, materializado con chapa acanalada color negra, generando un techo que en continuidad con los cerramientos laterales crea un juego visual de diagonales, salientes y vacìos de gran expresividad. El dormitorio principal y su baño en suite enfocan de manera directa la vista hacia el lago. De este volumen negro se desprende el segundo volumen trabajado con hormigón visto y con una fuerte presencia del vidrio, provocando transparencias y reflejos del paisaje. El gran espacio de estar-comedor, el espacio de las vivencias diarias está envuelto en paisaje totalmente permeable a él. Mediante las diagonales creamos cruces de vistas y relaciones de conexión entre los espacios y provocamos una mímesis con el terreno que desciende y se quiebra. Los desfasajes entre los volúmenes dan lugar también a terrazas y espacios exteriores cubiertos. El volumen inferior se destaca como basamento sólido, como apoyo sobre el que se desarman los dos volúmenes superiores y da lugar a la pileta y terraza de piso de piedra y madera que se extiende desde la sala de estar. Los volumen se pensaron de manera con todos sus lados fueran reconocibles por medio de una lectura clara de los materiales, les cerramientos verticales, el techo y el piso se trabajan de manera continua. El programa de la vivienda incluye una sala de estar, comedor y cocina, toilette, lavadero, habitación de huéspedes y estacionamiento cubierto para un auto y una lancha en planta baja. El dormitorio principal con un área de estudio y trabajo ocupan la planta alta. En un nivel inferior ubicamos los dos dormitorios y un baño. En cuanto a las plantas fue interesante el trabajo con las circulaciones donde las mismas se fueron transformando en espacios de transición con usos determinados como espacios de transición con usos determinados como guardarropas o despensas, lavadero o la condición de los espacios de poder integrarse entre si, como el estudio con la habitación principal, la cocina con estar comedor. En breve mas imágenes e información.